EL CALAFATE Clima

retoqueSin demasiadas certezas respecto del funcionamiento de la usina termoeléctrica pero con la idea fija puesta en la inauguración en plena campaña electoral, Cristina Kirchner viaja a Santa Cruz para, desde donde hablará al país de la matriz energética a la que Santa Cruz aportará 240 megas.

“Les vamos a arrojar carbón a los incrédulos” declaró Matías Mazú el intendente de la ciudad que aloja una de las obras mas ambiciosas de la era k junto a las represas hidroeléctricas sobre el Río Santa Cruz, en alusión a las críticas que apuntan a la falta de carbón para alimentar los quemadores de la usina que demandan 1,2 millones de toneladas.  “Se van a encender las turbinas con gas y agregarán carbón para simular un funcionamiento que durará lo que dure el acto protocolar” señalan fuentes de la oposición. Sostienen que hoy la producción no supera las 300 mil toneladas y que la demanda total se alcanzará cuando se abran los otros cuatro frentes que permitan la extracción del mineral necesario estimado en cinco años y a ritmo sostenido.

Lejos de los cuestionamientos la Presidenta Cristina Fernández este viernes encabezará el acto central, y junto a ella estarán el jefe de Gabinete Aníbal Fernández,  su hijo Máximo Kirchner, y su cuñada Alicia Kichner, todos candidatos en las elecciones de octubre.

La fiesta se completa con un festival con Víctor Heredia, el dúo Orozco-Barrientos, Roxana Carabajal, Suna Rocha, Nestor Garnica y Marián Farías Gómez.

Por un día la usina quemará carbón y soplará humo de su chimenea.