EL CALAFATE Clima

pradesLa clausurada empresa Terminales Marítimas Patagónicas SA  debe más de un millón de pesos por impuesto inmobiliario, más otros 161 mil pesos, de la habilitación comercial, según informó ayer el intendente Facundo Prades en conferencia de Prensa.  Termap SA dice que está “al día con las leyes municipales”, porque rinde cuentas ante la Secretaría de Energía de la Provincia.

El secretario de Hacienda, Marcos Antonelli, por otra parte, manifestó que Termap tendrá que pagar “arriba de los 60 millones de pesos anuales por tasa de comercio e industria. Y debe un impuesto inmobiliario superior al millón de pesos, más la habilitación comercial que son 161 mil pesos”.

Especificó que estos montos se calculan sobre la capacidad de almacenamiento, y la superficie del predio de Termap. El intendente Prades, mantiene firme su intención de buscar que la empresa Termap S.A., ubicada dentro del ejido urbano, pague impuestos locales como lo hace cualquier negocio en la ciudad.

Indicó que esto es “responsabilidad exclusiva” de las operadoras participantes del capital accionario de Termap: PAE, SINOPEC, YPF. “Son todas operadoras que se llevan el recurso de nuestra ciudad y de la zona y no son ni siquiera capaces de pagar el impuesto inmobiliario. Creo que se han confundido”.

El jefe comunal aclaró que la producción petrolera nunca se paralizó, pero que sí “está expresamente prohibido que se comercialice el crudo. Termap tiene prohibido vender el producto, que es cuando llega el barco y se conecta con la monoboya. No puede salir una sola gota de crudo de Caleta”.

Termap desmiente

Por su parte los responsables de la terminal de almacenaje aseguran que Termap SA  “no mantiene deuda alguna con la Municipalidad y cumple todas las normativas vigentes a nivel municipal, provincial y nacional”.

“Termap ha respondido debidamente cada uno de los requerimientos formulados por la Municipalidad de Caleta Olivia, habiendo comunicado en cada oportunidad que el Instituto de Energía de Santa Cruz es la Autoridad de Aplicación con competencia exclusiva para habilitar las instalaciones que esta sociedad opera en dicha localidad (Decreto PEN Nº 44/1991, Ley 26.197 y Ley provincial Nº 3.067)”.

Señalaron también que ” TERMAP abona periódicamente al citado Instituto la Tasa de Control de la Actividad Hidrocarburífera dispuesta por la legislación vigente”.

Fuentes de la empresa expresaron a Voces y Apuntes su preocupación por esta medida, “en la práctica implica una paralización de la actividad hidrocarburífera, no sólo en la Cuenca del Golfo San Jorge sino también en todo el ámbito nacional, por estar comprometido el funcionamiento de un servicio público esencial como es el transporte y almacenaje de petróleo crudo”, manifiestan.

Termap tampoco paga el servicio de telefonía que brinda el municipio

“Y el municipio tomó la decisión, como lo hace con cualquier vecino común de cortarle el teléfono en el día de la fecha por los incumplimientos”, anunció el jefe comunal. “Los avisos por esos incumplimientos y porque no estaban cumpliendo con la ordenanza tarifaria fueron enviados en tiempo y forma. Y ellos no tienen ningún fundamento para no abonarlos”, agregó.

Precisamente, comentó que “incluso en la propia certificación fiscal que le otorga la AFIP lo reconoce como ‘Responsable Inscripto’ con domicilio en Caleta Olivia; es decir que el ejercicio comercial se da en esta ciudad”.
Reiteró que la misma tasa que se niega a pagar aquí, la abona en Comodoro Rivadavia, por la planta de Caleta Córdova.

Según el Intendente, “además son soberbios”

Facundo Prades comentó a la prensa que los representantes de Termap  habían concurrido a la sede municipal, “nos trataron de manera soberbia, por eso les pedimos que se retiren del palacio municipal, que no es de Facundo Prades, sino del pueblo de Caleta. Y no voy a permitir que vengan a burlarse”.

Reiteró, como otro elemento contradictorio de las operadoras, que pagan tasas locales en Cañadón Seco.
“Hay que preguntarle al ferretero, al kiosquero, al almacenero de Caleta si paga o no el impuesto inmobiliario, la tasa de comercio e industria, la de seguridad e higiene, o el teléfono. Entonces cuál es el privilegio que tienen las operadoras para no pagar esto”, se preguntó el intendente.