EL CALAFATE Clima

13880362_296392024048853_3407917017309157277_nTras 25 años de kirchnerismo en el poder provincial y nacional manejado con mano de hierro, a Alicia Kirchner le toca ahora la peor parte: negociar ante un gobierno nacional que le  impone condiciones políticas, y de transparencia de las cuentas públicas, que hasta hace diez meses jamás hubiera permitido, pero que hoy no tiene más remedio que aceptar. La agenda la marca el que ejerce el poder y ella lo sabe mejor que nadie.

La asistencia a la Provincia se decidió en la reunión de ayer en el despacho del viceministro de Interior, Sebastián García de Luca.

El Gobierno Nacional dispuso una ayuda financiera de 280 millones de pesos para regularizar el pago de los salarios provinciales y brindar asistencia a los municipios de Santa Cruz que presentan desequilibrios financieros, principalmente al de la convulsionada Caleta Olivia que hasta ahora jamás pudo cumplir con su obligación primaria de pagar sueldos.

Pero esta vez la asistencia de Nación exige a Santa Cruz un compromiso:  transparentar las cuentas públicas, publicitando todos los números provinciales, algo que la gobernadora se negó a hacer aún cuando un fallo de primera instancia se lo ordenó;  que regularice la asistencia a las comunas y reformule y actualice la Ley de Coparticipación Provincial; y se avance en la reforma política, esto es, que el kirchnerismo termine definitivamente con la Ley de Lemas.

Del encuentro participaron el Vice Ministro del interior, Sebastián García de Luca, el Diputado Nacional Eduardo Costa, el Presidente del Bloque de Unión para Vivir Mejor en la Legislatura Provincial, Daniel Gardonio, el Presidente del Pro Santa Cruz Antonio Tomasso y el Vice Gobernador de Santa Cruz, Pablo Gonzales, el Diputado Nacional Gómez Bull y el presidente del Bloque del FVS en la Legislatura de Santa Cruz, Matias Mazzu.

“El Gobierno Nacional está asistiendo a Santa Cruz y está comprometido con los vecinos nuestra provincia, por eso realizara un nuevo envió de fondos que servirá para darle asistencia al Gobierno Provincial y a los gobierno municipales, para solucionar las urgencias financieras que nos afectan”, destacó Daniel Gardonio.

El FPV dijo que sí a todo.

El diputado nacional, Mauricio Gómez Bull aseguró que con los 280 millones de pesos, “se asegurará el pago de los aguinaldos de diciembre”, al tiempo que se mostró de acuerdo con el pedido de Nación de reformar el sistema electoral y eliminar la Ley de Lemas, “Creemos que es necesario consensuar y hacia eso avanzamos. No tenemos ningún impedimento para comenzar a dar el debate en ese sentido”, indicó.

Por su parte el jefe de la bancada del FVS, Matías Mazú, sostuvo que “la oposición propone una modificación de la ley electoral y nosotros creemos necesario armar una agenda política al respecto y eso acordamos”.

“Esto vuelve a dejar claro que Macri y Cambiemos no le dan la espalda a Santa Cruz y están muy comprometidos con nuestra realidad y nuestros problemas, por eso quieren que avancemos en la reforma política y la reforma del sistema de coparticipación para que haya mas justicia en la asignación y distribución de fondos y se garantice el funcionamiento correcto del sistema democrático”, enfatizó el intendente de San Julián y Presidente del PRO Santa Cruz, Antonio Tomasso.