EL CALAFATE Clima

Gaby de negro ColumnaPor Gaby Mestelán.- La magnitud de la crisis que atravesamos es sin duda la más grave de nuestra historia. No contamos con perspectiva suficiente para dimensionar su envergadura, aunque con claridad día a día, vemos indicadores que nos preocupan, angustian y alarman como sociedad porque los problemas lejos de resolverse, se profundizan.

Todos sabemos, porque padecemos, la falta de pago en tiempo y forma de salarios y aguinaldos a trabajadores activos y pasivos dependientes del Gobierno Provincial. Que el derecho de acceso a la salud, la cobertura de la C.S.S, el derecho a la educación y a la justicia no están garantizados por parte de un Gobierno que pareciera no tener voluntad política o que es incapaz de resolver los justos reclamos planteados desde los diferentes gremios a los que los trabajadores pertenecen y que, con el paso del tiempo se ahondan.

El juicio político es la herramienta con la que contamos los ciudadanos, cuando el mal desempeño de un funcionario llega al punto de paralizar el funcionamiento del Estado, cercenando derechos básicos como ocurre desde hace ya un tiempo en nuestra provincia.

La Constitución Provincial, en su Capítulo)  III, en los artículos 137 y 138, establece la posibilidad de promover juicio político a quien en el ejercicio del gobierno de la Provincia no garantizare los derechos que la propia Constitución establece para el conjunto del pueblo de la provincia.

Sobran causales para iniciar un juicio político a la Gobernadora.

El Gobierno no sólo no ha dado respuestas a los innumerables conflictos que se siguen profundizando en nuestra Provincia en los ámbitos que la democracia prevé como son las reuniones paritarias, sino que no está garantizando derechos humanos básicos.

En mayo en la Asamblea Provincial de Encuentro Ciudadano decidimos por unanimidad acompañar la iniciativa de pedido de Juicio político que habían anunciado referentes gremiales y sociales.

Estamos llegando a circunstancias límite en las que contrastan la insensibilidad y violentación institucional de los Funcionarios del Gobierno, con la cordura e insistencia de los gremios y la ciudadanía que se viene expresando de múltiples formas: movilizaciones, acampes, cacerolazos, marchas de antorchas, denuncias, pedidos de audiencias, reuniones, junta de firmas, y acciones más comprometidas. Sin embargo ni respuestas ni soluciones por parte del Gobierno aparecen.

Avanzaremos en la sustanciación del pedido de juicio político a la Sra. Gobernadora quien, visto está, no gobierna en Santa Cruz.

* Diputada Provincial Encuentro Ciudadano