EL CALAFATE Clima
Foto: Archivo

Foto: Archivo

RÍO GALLEGOS.- La ADOSAC brindó esta mañana una conferencia de prensa donde anunció que el gobierno “rompe la paritaria” ya que no cumple con el ofrecimiento de cargos que había comprometido en la reunión del pasado martes en el ministerio de Educación de la nación. Según el secretario general, Pedro Cormack, los ofrecimientos de cargos se conocerán el próximo martes y  “solamente se realizarían en los últimos años del secundario”, explicó.

Respecto de la readecuación del ciclo lectivo el dirigente afirmó que no legitimarán la extensión de la jornada laborable en un día más por semana porque el gobierno de este modo “violenta el contrato de trabajo”, argumentó.

“No vamos a ir a trabajar un sábado”, aseveró Cormack, quien remarcó que no solo se trataba de una medida anticonstitucional e ilegal, sino que solo buscaba un efecto “intimidatorio y disciplinador”, indicó.

El próximo martes está convocada la reunión paritaria con la participación de un representante de nación, pero según el gremio el encuentro podría fracasar  por los incumplimientos en los que incurre el gobierno.

Ofrecimiento de cargos por goteo

El vocal por los docentes privados, Nicolás Pereyra, señaló que el gobierno está realizando “de manera inconsulta” un ofrecimiento de cargos “parcializado”, a pesar del reclamo que realizaron los vocales docentes a comienzo de año. Cuestionó que el CPE considere que  “las prioridades de acceso de educación de los alumnos son distintas” para los estudiantes de los primeros años del secundario o para los del último tramo de ese nivel.

“No solo nos pagan por goteo, ahora también ofrecen los cargos por goteo”, comparó Pereyra.

Pereyra criticó que “nos tenemos que enterar por los medios de las decisiones que toma el cuerpo al cual uno pertenece”, y dijo que si bien esto no lo sorprendía, consideraba “una barbaridad” que se pretenda continuar con el ofrecimiento de cargos de manera inconsulta.

Por su parte la vocal en representación de los docentes públicos en el Consejo de Educación, Mónica Flores, señaló que la Resolución 1400 del CPE que rediseña el ciclo lectivo, “lo que quiere es que se dicten clases a cómo de lugar”, y recordó que muchos establecimientos educativos no están en condiciones edilicias que garanticen el dictado de clases.

Agregó que la decisión de establecer un nuevo calendario escolar se llevó a cabo “sin que se haya realizado ninguna sesión del Consejo de Educación”, que evidencia la falta de diálogo y participación en el seno del organismo.

 

Comunicado de prensa

“Los intentos disciplinadores y autoritarios del CPE, expresan su incapacidad y su desgastada estrategia de considerar que ejercen autoridad con medidas autoritarias e inconsultas.

Esta modificación unilateral de las condiciones de trabajo, incorporando los días sábados a la jornada laboral de los docentes, es totalmente contraria a Derecho y un abuso a la facultad de dirección en el contrato de trabajo. Por este motivo, nuestro gremio presentará un amparo con medida cautelar a fin de defender, nuestro contrato de trabajo y el Estatuto Docente, máxime cuando dicha modificación solo obedece a una medida aleccionadora y no pedagógica, no acordada con los docentes, ni siquiera acordada en el seno del Consejo Provincial de Educación.

En tal sentido, pretenden, a partir de una Resolución que raya con lo violatorio, modificar el Calendario Escolar aprobado según el Acuerdo N°248/16. De este modo, una vez más las actuales autoridades del Consejo de Educación, bastardean la esencia consultiva y democrática que debiera sostener la dinámica de dicho organismo. Asimismo, esta medida vulnera lo establecido por la Constitución Provincial en su artículo 82 al soslayar en su funcionamiento a los vocales electos por el sector docente público y privado.

Es el ámbito de la paritaria y no otro, donde deben resolverse problemáticas docentes, salariales, laborales y pedagógicas. En contraposición y frente a los intentos del gobierno de dinamitar los espacios de diálogo y consensos, Adosac cuenta con un plan pedagógico alternativo que nace del debate entre docentes, padres y alumnos con asesores externos de diversas universidades.

Por lo tanto, no sólo repudiamos la arbitrariedad de esta decisión sino que explícitamente y en la práctica, no convalidamos la jornada laboral extendida a los días sábados para los docentes que realizan medidas de fuerza y para el colectivo docente en general.

Más allá de la objeción realizada en párrafos anteriores, no podemos dejar pasar por alto la situación denigrante, peligrosa y de inhabitabilidad que presentan los establecimientos escolares, debido al incumplimiento por parte del Estado, de la obligación mínima de mantenimiento edilicio, provisión de los servicios, higiene y refacciones elementales para que sean lugares cómodos y funcionales para docentes y alumnos y no, como son en este momento, escuelas en su mayoría con serias deficiencias en materia de seguridad, con escasas o ninguna actividad sanitaria tendiente a prevenir enfermedades (desratización, fumigación, acondicionamiento de baños, sustitución de cañerías viejas de las que emanan aguas sucias, etc) y muchos menos, en materia de seguridad física para los niños, con cables sueltos, tableros eléctricos y tomas corrientes deficientes, humedad en las paredes de los edificios, etc.

Esto también es parte indivisible de los problemas que el gobierno nos transfiere a los docentes, quienes debemos hacernos cargo de lidiar con los inconvenientes en si mismo, prever que los chicos no tengan un incidente que afecte su salud y a su vez somos receptores directos de los reclamos justos de los padres; ellos confrontan con maestros y los directivos exponiendo quejas puntuales sobre el estado de las escuelas, la alteración del calendario escolar, la desinformación que produce el CPE y la incertidumbre en la que, finalmente, la falta de una política educativa coherente, planificada y con objetivos claros que apunte hacia el bienestar, la educación y la seguridad de los niños en las aulas, somete a toda la comunidad educativa a un enfrentamiento estéril y discusiones sinsentido, mientras los verdaderos responsables, se ocultan tras resoluciones inaplicables e incumplibles que solo sirven para maquillar de gestión, el desorden y la incapacidad que tienen para resolver la crisis.”

Adosac Provincial.